martes, 2 de septiembre de 2008

cronicas...

Mientras corría por los pasillos, guardaba un enorme sentimiento en su pecho, era esperanza, la esperanza de que al final de ese túnel tan inmenso, pudiera al fin alcanzar a abrir las alas, claro todo esto figuradamente hablando, ya que no existía ningún túnel y él no tenia alas ni era algún tipo de fenómeno de circo, a decir verdad él era una persona común y corriente, como cualquier otra, pero definitivamente no era una persona simple, dentro de él múltiples identidades luchaban por tener el control, a veces, podía ser cruel, también tierno, a veces su personalidad era tan oscura que su alma se confundía con la más negra de las noches, y a veces, solo a veces, su alma emitía tanto brillo, que era imposible ignórale, tan brillante como estúpido, esta vez, mientras corría de un lado a otro como presa al detectar a un predador, su mente por primera vez estaba en un gris total, turbio, calculador, en un estado de alerta impresionante, por primera vez en mucho tiempo sólo le quedaba la esperanza, llenaba su ser de ella, intentando sacar el miedo que le corroía los huesos…..